7 cosas a las que no debes renunciar por tener pareja

7 cosas a las que no debes renunciar por tener pareja

Sabemos que para mantener una relación se requiere el compromiso de ambas partes. Sin embargo, son varios los casos de mujeres que dedican todos sus esfuerzos y energías a su pareja, olvidando otros aspectos de su vida cotidiana… y eso tampoco está para nada bien.

1. Tu independencia
Es saludable y necesario sentir que estás en una relación porque quieres, no porque lo necesites. Por ello, debes ser independiente tanto a nivel personal -incluyendo especialmente el ámbito emocional- como financiero. No siempre debes estar acompañada de tu pareja cada vez que salgas ni depender de ello para pagar las cuentas, por ejemplo.

2. Tu autoestima y confianza en ti misma
Cuando sientas que tu pareja te disminuye o te hace sentir insegura, debes aceptar que esa relación llegó a su fin. La persona que esté a tu lado debe hacerte sentir bien contigo misma y brindarte todo lo que esté en sus posibilidades para que tu autoconfianza se vea en crecimiento. Ni más, ni menos que eso.

3. Tus amistades
Entendemos que a veces las relaciones de pareja incitan a pasar la mayoría del tiempo con el otro, especialmente al principio; pero no abandones a tus amigos, ellos han estado contigo en todo momento y son parte de tu círculo social. Además, toma en cuenta que si ese amor sale mal… quienes finalmente te consolarán serán ellos, tus amigos.

4. Tus metas laborales y/o personales
Si tienes metas y ambiciones laborales o personales, debes ir tras ella sin importar nada más. Así que si una pareja te impide cumplir tu sueño, estás en presencia de una relación no saludable y que, probablemente, no dé los mejores frutos en cualquier ámbito posible. Recuérdalo siempre: primero estás tú.

5. Tu felicidad
Por más simple que suene, la felicidad es el sentimiento básico que te debe generar una relación en pareja. A veces, el miedo a la soledad predomina al de ser feliz. La persona con la que estés debe ser tu alivio y apoyo, no tristeza. Sin embargo, no confundas estas percepciones, porque tu felicidad no puede depender de otra persona que no seas tú misma.

En estos casos, las parejas son solamente compañeros en esa búsqueda de la felicidad, y muchas veces el motivo para no desistir.

6. Tu habilidad y voz para tomar decisiones
Por supuesto que la opinión de tu pareja es importante, pero siempre debes tener la capacidad de tomar decisiones por ti misma, así mantendrás ese sentido de individualidad. Este ítem también va relacionado con la independencia, pero en muchas oportunidades vemos a mujeres conseguir ese perfil solo para ciertos ámbitos de su vida y relación, y no es lo mejor.

Tu voz siempre tendrá valor, tu opinión tiene que ser escuchada y tomada en cuenta, y nunca deberán existir imposiciones de ningún tipo.

7. Tu identidad
Una persona no debe cambiar su esencia y personalidad por nadie. Claro, eso no implica que no puedes mejorar ciertos aspectos que te favorecerán a ti misma como a la relación sin cambiar quién eres, o tal vez en lo que puedes llegar a ser a futuro. Simplemente no te traiciones a ti.

Deja un comentario