Ideas para que puedas estirar el sueldo

Ideas para que puedas estirar el sueldo

¿Se puede en Venezuela rendir el sueldo? Contrario a lo que ocurre en la mayoría de los países, que con su sueldo puede costearse el día a día, pagar ciertos lujos como ropa, carro, casa, entre otros; y además, ahorrar; el venezolano desde hace muchos años solo puede cubrir lo estrictamente necesario, alimentación y en algunos casos educación y vivienda.

Ya no es un tema de no saberse administrar o limitar los gastos; es que sin importar el monto del salario, solo se puede costear humildemente parte de la cesta básica. Los que tienen mayor poder adquisitivo, puede pagar educación privada a sus hijos e incluso servicios de salud.

No obstante, es fundamental que se tenga claridad de cuáles son sus gastos y los priorice, y con ello podrá tener mayor control sobre su dinero, además de poder vivir más tranquilo y sin tanta ansiedad.

Evalúa las finanzas

Realiza un desglose de todos los gastos y deudas al mes, y luego en base a lo que ganas, indica el porcentaje que le asignas. Recuerda que si deseas que el dinero te alcance e incluso poder ahorrar, debes controlar tus gastos.

Mídete con los gastos

Aunque parezca obvio, la regla fundamental es no gastar más dinero del que se gana.

Evita las comidas fuera de casa, los vicios como alcohol o cigarrillos, y las salidas con amigos; en este sentido, es preferible reunirse en casa y preparar algo sencillo con lo que se tiene y así ahorrar.

Cuando estés realizando las compras, lleva una lista con lo que realmente necesitas, trata de no comprar nada fuera de eso para no romper con el presupuesto.

Opta por comprar en mercados populares, mercados cielo abierto o los famosos “gochitos” donde conseguirás productos frescos y a costos más bajos que en los supermercados.  

Control desde casa

Otra manera de ahorrar y estirar el sueldo, es evitando pagar en exceso los servicios por ejemplo, agua, electricidad, teléfono y televisión por suscripción. Para ello apaga las luces cuando no se encuentren en la habitación, usa el teléfono para realizar llamadas realmente importantes y contrata los canales que son de provecho para la familia.

Donde come uno comen dos

Este dicho popular “donde come uno comen dos” pasó a ser “donde come uno comen dos, tres y más”; pues la idea es que ninguno quede por fuera. Para lograr rendir la comida se sugiere comprar la mayor cantidad de vegetales y combinar con las proteínas, o preparar guisos y granos, que rinden un poco más.

 

Deja un comentario