Cuatro días con la dieta de los frutos secos

Cuatro días con la dieta de los frutos secos

Muchas personas se someten a estrictas dietas con el objeto de perder peso, pero descuidan su salud. A través de estas líneas te presentaremos una de las mejores formas de acelerar la pérdida de peso sin afectar al organismo.

¿Cómo se logra? consumiendo grasa, pero no cualquier grasa, ni en cualquier cantidad. Se trata de reemplazar ciertos alimentos por otros, de modo tal que la mayor parte de las calorías que consumas a diario provengan de las grasas vegetales presentes en frutas tales como las nueces, avellanas y almendras, además, en los aceites de oliva y canola.

Estudios demuestran que si el 35% de las calorías diarias provienen de grasas saludables presentes en las avellanas, almendras, aceitunas, aguacate y aceites de oliva y canola se triplican las probabilidades de controlar el peso. Esto debido a que mientras que algunas grasas tienden a acumularse en el organismo y son sinónimos de sobrepeso, las denominadas «grasas saludables» serían metabolizadas. Es decir, empleadas como fuente de energía y por lo tanto, eliminadas.

Esta forma de alimentación es altamente beneficiosa para el corazón y, por otra parte, genera una mayor sensación de saciedad.

Cambio saludable

Está demostrado que un incremento en la participación de las grasas sería más recomendable, porque con una dieta que incluya frutas secas, aguacate y aceite de oliva, entre otros alimentos, se alcanzan resultados más contundentes y veloces. De hecho, los que consumen más grasas monoinsaturadas tienen tres veces más chance de bajar de peso. Esto incluye adicionalmente mejoras orgánicas, tanto a nivel cardíaco como en lo que se refiere a la prevención del envejecimiento. Y, para mejor, la inclusión de frutas secas en la dieta también ayuda a disminuir los niveles del llamado «colesterol malo» o lipoproteínas de baja densidad.

Debe preferirse a las almendras y a las avellanas, antes que a las nueces o a los maníes, y el aceite de oliva, de canola o de girasol, antes que los de otro tipo.

En 4 días

El plan de alimentación más recomendado incluye sólo 1400 calorías diarias, por lo que te permitirá perder peso de una forma placentera y saludable. De hecho, de ese total de calorías, el 20% proviene de proteínas; el 40% de glúcidos y el 40% de grasas, la mitad de las cuales son ácidos grasos monoinsaturados.

La cantidad de peso a perder dependerá directamente de los hábitos alimentarios previos a la puesta en marcha de este plan.

Esta dieta no es adecuada para embarazadas, diabéticos o aquellos que sufran alguna patología. Tampoco es conveniente que adolescentes hasta los 17 años hagan ningún tipo de dieta. Es importante señalar que si deseas someterte a esta, o cualquier dieta, consultes con un médico que te evalúe y pueda dar el visto bueno para proteger tu salud.

Otro dato a tener en cuenta es que, más allá que tu estado de salud sea óptimo en el momento de iniciarlo, tus gustos y preferencias jugarán un rol clave en los resultados, pudiendo facilitar o complicar el cambio.

Importante

El aceite de oliva puede ser reemplazado como aderezo por el puré de aguacate, preparado solo con limón. En este caso, cuatro cucharadas de puré de aguacate equivalen a una cucharada de postre de aceite.

Menú para 4 días y otras sugerencias

Si ya te evaluó un especialista de la medicina y puedes someterte a la dieta de los frutos secos, apunta este menú para cuatro días de régimen de alimentación.

Día 1

Desayuno
• 1 taza de té sin azúcar

• 1 cambur

• 10 almendras, que equivalen a 15 g aproximadamente

Almuerzo

• 1 papa mediana

• 1 tomate mediano

• 1 cucharada de postre de aceite de oliva

• 1 rodaja pequeña o 50g de queso bajo en grasas

• 1 ciruela grande

Merienda

• 1 porción (200cc) de yogur descremado

• 22 cuadritos de avena

• 8 avellanas equivalentes a 10g

Cena

• 2 rebanadas de colita de cuadril a la parrilla (carne)

• 1 plato de ensalada de lechuga, hinojo y cebolla

• ½ taza de remolachas cocidas

• 1 cucharada de aceite de oliva

• 1 pera mediana

Día 2

Desayuno

• 1taza de té sin azúcar

• 1 vaso de leche descremada

Almuerzo

• 1 plato de ensalada de lechuga (condimentada con limón)

• 1 plato de fideos tirabuzones

• 1 tomate perita cortado en cubos

• 1 cucharada de aceite de oliva

• 10 g de nueces (dos unidades)

• 1 rodaja de piña

Merienda

• 1 taza de té sin azúcar

• 2 rebanadas de pan de centeno

• 1 porción de queso magro

Cena

• 1 suprema sin piel, a la parrilla

• 2 tazas de brócoli con ajo

• 1 cucharada de aceite de oliva

• 1 durazno

Día 3

Desayuno
• 1 taza de té sin azúcar

• 1 vaso (100cc) de leche descremada

• 1 rebanada de pan de centeno o integral

• 1 rebanada muy fina de queso

• 1 toronja

• 10 almendras
Almuerzo
• 1 taza de té o de arroz cocido

• 1 zanahoria cortada en cubitos

• 1 taza de cebolla y pimentón

• 1 cucharada de aceite de oliva

• Azafrán o condimento para arroz

• 1 melón pequeño

Merienda
• 1 taza de té sin azúcar

• 1 vaso de leche descremada

• 1 rebanada de pan integral

• 1 rebanada fina de queso

• 8 avellanas

Cena

• 2 pequeños filetes de merluza al vapor

• 2 tazas de espinacas al vapor

• Ajo al gusto

• 1 cucharada de aceite de oliva

• 1 manzana mediana

Día 4

Desayuno
• 1 taza de té sin azúcar

• 1 cambur

• 1 naranja chica

• 10 almendras

Almuerzo

• 1 tomate

• 1 taza de zanahoria rallada

• 1 pepino cortado en rodajas finas

• 4 cucharadas de puré de aguacate

• 1 rodaja de mozzarella magra

• 1 rebanada de pan de centeno

• 1 albaricoque grande

Merienda
• 1 vaso de leche descremada

• 10 cuadritos de avena

• 8 avellanas

• 1 taza de té sin azúcar

Cena
• 2 tazas de semillas de zapallitos

• 1 taza de cebolla y pimentón

• 1 huevo y dos claras

• 1 cucharada de aceite de oliva

• 1 pera

 

2001

Deja un comentario