27.9 C
Maracay
lunes 6, febrero 2023

VIVE LA NOTICIA A TRAVÉS DEL DIARIO LÍDER DEL ESTADO ARAGUA Y LA REGIÓN CENTRAL DEL PAÍS

Empleados públicos rechazaron entrega de bonos

Trabajadores públicos protestaron nuevamente ayer en varias ciudades de Venezuela, al conmemorarse 65 años del comienzo de la democracia en el país, para exigirle al Gobierno un aumento de salario que les “permita vivir con dignidad”.

En marzo de 2022, el Ejecutivo fijó el salario mínimo en 130 bolívares, que equivalían entonces a unos 30 dólares, y que debido a la inflación, se han visto reducidos a poco más de 6 dólares en la actualidad.

En Caracas, los trabajadores se concentraron en la sede de la Universidad Central de Venezuela (UCV) y luego, con pancartas y cantando consignas, marcharon hasta llegar a la sede de la Fiscalía General, donde hicieron una “asamblea improvisada” en la que ratificaron sus exigencias.

A esta jornada, que cumple ya dos semanas, se unieron estudiantes universitarios, así como dirigentes del Partido Comunista de Venezuela (PCV), separado del Gobierno de Nicolás Maduro desde 2020, bajo la consigna “gobierne quien gobierne los derechos del pueblo se defienden”.

El presidente del Sindicato de Trabajadores de la UCV, Eduardo Sánchez, dijo a EFE que la convocatoria fue un éxito, al superar varios “cercos” de los cuerpos de seguridad.

Aseguró que los gremios estudian convocar a un paro nacional de no obtener respuesta a sus peticiones sobre el aumento de los salarios.

“El paro nacional le hemos puesto la fecha del mes de febrero. Hemos dicho que estamos buscando las condiciones para crear los comités de conflictos regionales”, indicó.

Reiteró que no tener una respuesta satisfactoria le próximo 30 de enero, cuando acudan la tercera sesión presencial del Foro de Diálogo Social, bajo el apoyo técnico de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), evaluarán la opción de la paralización de forma escalonada.

Entre las propuestas que llevan las centrales sindicales al diálogo tripartido están: un salario mínimo entre 200 y 300 dólares y que además se haga un evalúo trimestralmente de manera que este monto se ajuste a los niveles de inflación que se registre en el país.

Además exigió el pago de compensaciones sin incidencia salarial, pero que ayuden a complementar el salario mínimo trimestral y recuperar el poder adquisitivo.

Por su parte, Deyanira Romero, integrante de este sindicato, señaló que los trabajadores desempeñan su papel de “luchar por un salario digno”.

La protesta se replicó en varias ciudades de, al menos, 19 de los 23 estados del país, según las informaciones compartidas en las redes sociales por organizaciones gremiales y dirigentes de la oposición.

NO ACEPTAN MENOS

Los dirigentes sindicales señalaron al gobierno pretender “hacer una estafa” a los trabajadores con un sueldo de 50 dólares, el cual aseguran que será discutido en una comisión tripartita en la Isla de Margarita, a “espalda de todos los ciudadanos”.

 

EFE

- Advertisement -spot_img

ARTÍCULOS RECIENTES

error: Content is protected !!