26.85 °C
Maracay
Inicio Opinión

Opinión

Lo inevitable
Orgullo venezolano

Responsabilidad parlamentaria

La responsabilidad de los diputados es con el pueblo. Lo dicen la Constitución y el sentido común, porque ejercen un mandato de representación y porque en una democracia, el poder tiene límites y está repartido, de manera que sea más fácil mantenerlo al servicio de los mandantes, es decir de los ciudadanos. En el artículo 201 constitucional se establece esa línea directa, violada por cierto con la llamada ley antitalanquera que funciona como llave de seguridad para evitar las disidencias en el lado oficialista, pero que fue ignorada si la ruptura era en sentido contrario. Y en el 197 se obliga a la información permanente a los electores, la cuenta anual y se prevé el mandato revocable.

Fábrica de miseria

La mayor contradicción del régimen de Maduro es que, en nombre de los pobres, ha instalado un “capitalismo” de Estado corrupto, donde unos pocos enchufados juegan con el dinero de todo un pueblo. “Tanto Estado hegemónico como sea posible para facilitar la corrupción y la impunidad, y tanto mercado como sea indispensable para enriquecerse con negocios ilícitos”, pareciera ser su lema.

CRUZ DIEZ

Cerca de cumplir noventa y seis de una juventud espléndida, con una frescura intelectual que se sentía en sus palabras y en su trabajo siempre nuevo, acaba de írsenos en París Carlos Cruz Diez sin ver cumplido su deseo de que la policromía suya que despide a los emigrantes en Maiquetía se convierta en símbolo del retorno a la patria de la esperanza.

El gran paso

Hace cincuenta años llegaba el hombre a la luna. El 20 de julio de 1969 el astronauta Armstrong dio “Un pequeño paso para el hombre, un gran salto para la humanidad”. Formaba con Aldrin y Collins la misión estadounidense del Apolo 11. Recuerdo haber visto aquellas emocionantes imágenes en blanco y negro por el canal 5, dirigido por Oscar Yánez. Creo que entonces empezó a abandonarse la expresión “En la luna” que se usaba para decir que alguien estaba distraído, ignorante o incapaz de entender. La luna estaba más cerca, gracias a la inteligencia y el trabajo humanos.

El poder en Tocorón II

En 2014 denunciamos la política irracional del régimen de establecer las denominadas “zonas de paz”.La idea era crear una especie de “equilibrio” entre los delincuentes con mayor organización – y poder de fuego –  y el resto de grupos criminales, para que los primeros controlaran a los segundos que operaban en sus territorios.

Nociones de buen gobierno

La gravísima situación venezolana, esa que amerita soluciones prontas y quiera Dios las menos traumáticas posibles, más que a su obvio componente de una ideología equivocada, se debe a violaciones básicas al sentido común, lógicamente coincidentes con el conocimiento acumulado por la ciencia y el arte del gobierno.

El poder en Tocorón

El incendio que arrasó con la empresa Galletas Puig en Las Tejerías ha causado un gran impacto. Es un suceso lamentable, más aún por haber sido provocado por manos criminales. Según informaciones de prensa, la compañía fue víctima de la venganza de una banda de delincuencia organizada al negarse a pagar “vacunas”.

Caridad y sabiduría

Recién llegamos al Centenario de la muerte del doctor José Gregorio Hernández, distintos actos religiosos y académicos lo han conmemorado. Nacido en Isnotú en octubre de 1864, al fallecer no había cumplido los cincuenta y cinco años de edad, una vida corta en términos actuales, suficiente sin embargo para trascender con merecimientos en la memoria y el afecto de la sociedad.

El informe Bachelet

La ONU publicó esta semana el informe sobre Venezuela de Michelle Bachelet, Alta Comisionada del organismo que aglutina a todas las naciones del mundo. Se trata de un documento contundente donde se detalla la violación sistemática de los derechos humanos por parte del régimen de Maduro a través de torturas, presos políticos, censura, colectivos, ejecuciones extrajudiciales, justicia parcializada, constituyente ilegal, hambre y control social que ha desatado la crisis humanitaria.

PARA TODOS

“Es hermosa y múltiple la tarea que tenemos por delante: restablecer un clima de respeto y de confianza en la convivencia entre los chilenos, cualesquiera que sean sus creencias, ideas, actividades o condición social, sean civiles o militares…” En marzo de 1989, el orador asumía como primer Presidente democrático de Chile. Una rechifla lo interrumpió cuando mencionó a los integrantes de las Fuerzas Armadas, explicable reacción luego de dos décadas durísimas. Entonces alzó la voz y sin vacilar Patricio Aylwin: “Sí señores, sí, compatriotas: civiles o militares, ¡Chile es uno solo! ¡Las culpas de personas no pueden comprometer a todos!¡Tenemos que ser capaces de reconstruir la unidad de la familia chilena!”

Luisa Teresa Lanz y la escuela solidaria

La Profesora Lanz no necesita presentación en Aragua. Es una institución en sí misma. No se puede hablar de la educación en nuestro Estado sin reconocer el inmenso aporte de Luisa Teresa.

Soberanía

La de Carabobo en 1821 fue la victoria decisiva en la gesta independentista. Luego de triunfar en ella los Patriotas, Caracas fue liberada unos días más tarde. Así lo aprendimos en los libros de historia. El 24 de junio se celebra el Día del Ejército, precisamente por la poderosa carga simbólica de la fecha. Pero hoy aquel logro de los héroes y el accidentado recorrido republicano de los casi dos siglos posteriores, con sus altos y bajos, con sus avances, paradas e incluso retrocesos, está en riesgo, acaso como nunca antes.

Oro y muerte

El diputado por Bolívar, Américo De Grazia, ha denunciado permanentemente la acción de bandas y pranes protegidos por autoridades civiles y militares, que controlan las minas, extorsionan y asesinan a los trabajadores. Ello le costó tener que asilarse en la embajada de Italia.

Mundo hermético

De seguro usted ha vivido cómo los partidarios de la política en el poder  tienen respuestas para todo. Repiten las consignas y explican a partir de ellas cualquier problema, siempre trasladando su causa fuera de la cancha revolucionaria. Ocurre contra o a pesar de la revolución o porque no ha habido suficiente revolución. Se deben al pasado no superado o a maniobras del enemigo externo. Esto es el extranjero, el enemigo de clase o ambos juntos que es lo mismo.

La Feria del Libro de Madrid

Nunca antes se habían congregado tantos escritores venezolanos en la Feria del Libro de Madrid, una de las más importantes del mundo. Karina Sainz Borgo, Juan Carlos Chirinos, Carmelo Chillida, Ben Amí Fihman, Eduardo Sánchez Rugeles, Tomás Páez y Sonia Chocrón firmaron ejemplares a los visitantes del evento en el Parque El Retiro.

Colas de incertidumbre

Bien entrado el siglo XXI, Trujillo es uno de los estados del país sin conexión aérea. El retroceso podemos medirlo al recordar que el campo de aviación de Carvajal existe desde 1937. Llegar a Trujillo, supuso volar a Barquisimeto, para lo cual debí madrugar para salir a las siete, y seguir tres horas por carretera hasta Valera. Al día siguiente, cumplí mis compromisos allí y en la capital del estado y el domingo, paré en Betijoque, y otra vez carretera tres horas hasta Maracaibo para tomar el vuelo de las 5:10 a Maiquetía. Salió tarde, así que llegué a mi casa como salí, a oscuras, tres días después.

Un espía en Choroní

Esta semana se conmemoraron los 75 años del Día D. Trescientos veteranos estuvieron presentes en la costa de Normandía, Francia, junto a seis presidentes y cientos de altos funcionarios de los países que se aliaron para derrotar a los nazis. Sin embargo, faltó uno de los principales artífices de esa heroica jornada: Joan Pujol García, también conocido como “Garbo”, el espía que engañó a Hitler. Catalán de nacimiento y venezolano de corazón, está enterrado en Choroní.

Colombia, ida y vuelta

“Yo también soy venezolana” me dijo bajito la cajera del supermercado bogotano, parada obligada cuando uno viaja para comprar esas cosas de consumo diario que ahora aquí escasean. Venezolano de Maturín era el mesonero del hotel y de Maracaibo el de la cafetería. “Soy venezolano” empezaba el improvisado cartel escrito sobre cartón de una caja, del hombre que pedía en un semáforo de la Avenida La Esperanza mientras acurrucados en la acera lo miraban su mujer y dos hijos pequeños. Un joven desorientado que me mostró la dirección que buscaba, pidiendo información para llegar y luego, apenado, ayuda para pagar el transporte público para llegar hasta ella, resultó ser duaqueño y me mostró su credencial de primer teniente del Ejército. “Soy desertor –me dijo- allá hubo una rebelión”.