29 C
Maracay
miércoles 25, mayo 2022

VIVE LA NOTICIA A TRAVÉS DEL DIARIO LÍDER DEL ESTADO ARAGUA Y LA REGIÓN CENTRAL DEL PAÍS

Ayuda a tu gato a dormir en su cama

Dormir con las mascotas es una costumbre que han adoptado muchos propietarios, y es que sin duda, esa experiencia tiene algunos beneficios tanto para el humano como para el animal.

No obstante, si deseas que tu gato duerma en su cama, debes acostumbrarlo desde que llega a casa.

¿Dormir con el gato?

A los gatos les encantan dormir durante muchas horas, más aún cuando son cachorros, por lo que es necesario que descansen en su cama, y no les acostumbre a compartir tu espacio.

Si deseas que tu gato duerma en su cama, te daremos algunas recomendaciones. En primer lugar, debes tener presente que acondicionarle un lugar especial desde cachorro puede ayudarte mucho en esta labor; pues cuando son cachorros pueden llegar a dormir hasta unas 18 horas al día.

Es completamente normal durante los primeros meses de vida, esto significa que se pueden quedar dormidos en cualquier parte de la casa, por lo tanto, si acostumbras al gato a dormir en cualquier lado, cuando sea adulto será un hábito difícil de quitar.

Es preferible hacerlo desde que son pequeños para evitar futuros problemas.

¿Qué hacer?

Desde la primera noche del gato en casa comienza a adiestrarlo, colócalo a descansar en su cama, si ya tu gato es adulto y quieres que comience a dormir en su cama, esto será un poco más complicado y requiere de paciencia y tiempo para lograrlo.

– Elige una cama adecuada para tu amigo felino.

– Coloca su cama en un sitio fijo, los gatos son animales de costumbres, sitúa su cama en una zona tranquila y fresca, donde el gato pueda dormir tranquilamente sin que lo interrumpan.

– A la mayoría de los gatos les gusta dormir en las alturas, en las tiendas para animales puedes conseguir camas con soportes, otra opción es colocar su cama sobre una silla o estante.

– Evita que tu mascota suba a tu cama, esto puede ser difícil los primeros días y el gato maullará durante un rato en la puerta para que le abras, pero evita caer en la tentación, llévalo a su cama y acarícialo para que vea que no hay nada malo con ella.

– Cada noche, coge al gato y llévalo a su cama, así se acostumbrará y llegará un momento que lo haga por sí solo.

Cama adecuada

Debe ofrecer calidez, confort y además, seguridad. Debes tomar en cuenta que los gatos necesitan espacio para darse la vuelta y estirarse, por lo que deberás considerar un tamaño suficiente para que tu felino pueda hacer esto, pero sin que la cama llegue a ser demasiado grande, pues tampoco le gustará.

La idea es que pueda estirarse pero al mismo tiempo sentirse protegido en ella. Si el gato ama acurrucarse, elige camas para gatos de 40 cm de diámetro aproximadamente. En caso de que le encanta estirarse, entonces deberías ir por una cama de 45 a 50 cm de diámetro.

Consigue una cama que sea fácil de lavar, para así eliminar olores, pelos y bacterias que podrían causar infecciones.

 

Con información de 2001

- Advertisement -spot_img

ARTÍCULOS RECIENTES