29 C
Maracay
miércoles 25, mayo 2022

VIVE LA NOTICIA A TRAVÉS DEL DIARIO LÍDER DEL ESTADO ARAGUA Y LA REGIÓN CENTRAL DEL PAÍS

Aprende a proteger el cabello de los rayos del sol

Los rayos del sol no solo afectan nuestra piel como siempre no los han inculcado, éste también repercute directamente sobre el cabello.

Como lees, los rayos ultravioleta pueden dañar de manera profunda la melena, por lo que es esencial dedicarle tiempo a cuidarlo utilizando productos que lo protejan.

Rayos del sol y su efecto sobre el cabello

El exponer el cabello directamente al sol puede modificar su textura, romper las puntas, aclarar su color e incluso deshidratarlo y hasta favorecer la pérdida de flexibilidad.

Expertos señalan que los rayos UVA y los UVB son responsables de los cambios que se presentan en la melena, de la oxidación y formación de radicales libres, además, de que se torne áspero, quebradizo y sin vitalidad.

De igual manera, puede afectar el equilibrio del pelo, deshidratarlo, decolorarlo y despigmentarlo.

Entérate

El pelo está recubierto de una capa de lípidos y agua que envuelve la superficie y lo protege.

La parte más externa del pelo está recubierta por escamas que van selladas. Cuando el cabello está maltratado, se rompe la unión entre ellas y se abre, perdiendo el agua y los lípidos.

Es decir, que cuando esto ocurre, el interior del cabello queda expuesto y deshidratado, y además, la alteración de la queratina del cabello hace que éste sea más frágil y quebradizo.

Cabe acotar que una dosis pequeña de sol no afecta el cabello, pero una exposición prolongada y sin protección castiga el pelo y favorece que se queme, se haga más frágil, se deshidrate y pierda su color, entre otros.

Protégelo

– Utiliza sombreros de ala ancha cuando vayas a la playa, la piscina o la montaña; para proteger el cabello lo más posible.

– Adquiere productos cosméticos que ayuden con el efecto protector sobre la fibra capilar. Los fotoprotectores capilares en aceite impermeabilizan el cabello y lo bloquea de las radiaciones.

Sin embargo, debes tener presente que el aceite es la mejor opción si eres de cabello grueso y estás en la playa; pero en la ciudad, es preferible una crema o un fluido sin acarado.

En cambio, si tu pelo es fino, los sprays extraligeros, son la mejor alternativa.

– Al momento de lavar el cabello, evita los productos agresivos.

– Deja secar el cabello al natural y olvídate de plantas, secadores y tenazas, sobre todo los días en los que ha estado expuesto al sol.

Lo natural

Puedes optar por estos productos naturales para proteger la melena del sol, estando en la ciudad, la playa o la montaña:

– Aceite de argán.

 Mascarillas de aguacate.

– Preparación de huevo y miel de abejas.

– Leche y aceite de rosas.

Riesgos

Las personas que se han realizado decoloraciones, tintes o tratamientos que debilitan el pelo y que alteran su capa de agua y su defensa natural, son más propensas a que el sol les dañe la melena.

De igual manera, los cabellos de tonos más claros, son más sensibles que las melenas oscuras.

 

Con información de Diario 2001

- Advertisement -spot_img

ARTÍCULOS RECIENTES