21.9 C
Maracay
lunes 26, septiembre 2022

VIVE LA NOTICIA A TRAVÉS DEL DIARIO LÍDER DEL ESTADO ARAGUA Y LA REGIÓN CENTRAL DEL PAÍS

Los cinco peores hábitos que están destruyendo su celular

Existen algunos hábitos que pueden ayudar a prolongar la vida útil del celular. Según el portal web especializado Muycomputer, un dispositivo móvil puede durar entre tres y cinco años dependiendo de si es gama baja, media o alta. Esto se debe a que las actualizaciones de los nuevos sistemas operativos hacen que sus funciones vayan perdiendo utilidad paulatinamente.

Al adquirir un teléfono móvil nuevo influyen muchos factores, como la calidad, la marca y el año de fabricación. No obstante, la durabilidad, de acuerdo con estos aspectos, depende mucho de los cuidados y hábitos que se tengan al usar el celular.

A continuación,  algunos hábitos, muy comunes, que debe evitar si quiere que su celular dure el mayor tiempo posible.

Dejar cargar el teléfono de 1% a 100%

Un error que muchas personas cometen es permitir que el dispositivo se descargue completamente, es decir, que la batería llegue a 0%, para luego conectarlo y dejarlo allí hasta que llegue a 100% .

Tenga en cuenta que una carga profunda puede ir deteriorando la batería de su celular a largo plazo. Por ello, los expertos en tecnología recomiendan conectarlo cuando esté en 20% y desconectarlo cuando llegue a 80%. Asimismo, también se sugiere que el nivel de batería no baje de 10% para cargarlo.

No usar un forro protector

Parece un dato obvio, pero su celular está expuesto, todos los días, a sufrir fuertes golpes que pueden dañar sus partes internas y externas, que causan graves deterioros en el dispositivo.

De esta forma, lo ideal es comprar un forro y cerciorarse de que sea lo suficientemente resistente en las esquinas, pues un golpe fuerte en un borde del celular puede dañarlo inmediatamente.

Recuerde que, en caso de haber estropeado su dispositivo, puede llevarlo con un experto para que lo arregle, pero deberá invertir mucho dinero y puede que no vuelva a funcionar igual.

Adicionalmente, algo muy común que hacen muchas personas es que, cuando rompen la pantalla o el respaldo de su celular, uno de los hábitos es que no lo envían a reparar sino que siguen usándolo de esa forma pues no altera el funcionamiento interno.

No obstante, la vida útil de un teléfono móvil se reduce significativamente si se mantiene con la pantalla quebrada. Poco a poco, se van dañando las partes internas hasta que deja de funcionar.

Por esta razón, es muy importante adquirir un vidrio y forro protectores. Puede optar por tener su celular sin estos elementos, pero recuerde que corre aún más riesgo de dañarlo y tener que invertir dinero en la reparación.

Usar cargadores no originales

De seguro alguna vez ha olvidado o extraviado su cargador en algún lugar y necesita cargar con urgencia su dispositivo, por lo que recurre a comprar un cable económico en cualquier establecimiento que los venda.

Hacer esto puede deteriorar paulatinamente la batería de su teléfono. Los dispositivos están diseñados para soportar una carga de corriente determinada.

Este no es el único riesgo que corre su celular: algunos cargadores pueden dañar los engranajes del puerto USB, o incluso podría electrocutarse, explotarse y hasta generar un incendio.

Por este motivo, siempre se recomienda conservar muy bien el cable original que viene en la caja del dispositivo. Si por algún motivo perdió este elemento y no puede quedarse sin batería, procure dirigirse a las tiendas originales donde pueda comprar un cargador auténtico o pida uno prestado de la misma marca.

Usar el celular mientras se está cargando

Cuando el dispositivo está conectado o es usado por largos periodos de tiempo utilizando aplicaciones muy pesadas, se eleva su temperatura. Por ello es recomendable dejarlo reposar unos minutos cuando se haya calentado.

Sobrecalentar su equipo no solo disminuye su vida útil sino que también corre el riesgo de que se pueda electrocutar o incluso incendiar.

Por esta razón, lo ideal es dejar su teléfono conectado por lapsos cortos y no usarlo mientras carga. Si necesita utilizarlo de urgencia, desconéctelo y vuélvalo a conectar cuando haya terminado.

Algunas personas, cuando sienten que su celular se ha calentado mucho, lo suelen dejar en espacios muy fríos como cerca del refrigerador. Esto tampoco es recomendable y puede deteriorar el equipo rápidamente.

No usar aplicativos de seguridad

En las tiendas de aplicaciones existen plataformas que funcionan para proteger su dispositivo de hackers y malware. Es importante que descargue una de ellas para mantener la información de su teléfono a salvo.

Adicionalmente, su celular le enviará avisos cada vez que salga una actualización nueva en el sistema operativo o para algunas aplicaciones. Es muy común, por el afán de poder seguir usando el celular, que muchas personas ignoren estas advertencias.

Es importante que actualice el software de su equipo, y de sus aplicaciones, frecuentemente. Estas modificaciones pueden brindar cambios innovadores para la seguridad de sus datos almacenados.

Recuerde que el malware no solo es peligroso para su información personal, sino que también puede deteriorar las funciones de su dispositivo y reducir su vida útil.

 

Con información de El Nacional

- Advertisement -spot_img

ARTÍCULOS RECIENTES