La distancia es el reto más grande para las familias

La distancia es el reto más grande para las familias

Muchos han tenido que separarse para que sus miembros recorran el mundo en busca de mejores oportunidades de vida

En el marco internacional del Día de la Familia, un día que fue proclamado por la ONU en 1933 para concientizar sobre la importancia de la familia y fomentar los lazos familiares. En Venezuela, muchos no pueden celebrar esta fecha especial, sin que primero se les forme un nudo en la garganta por recordar a las cientos de personas que han emigrado en busca de un mejor futuro, dejando atrás a sus seres queridos.

“Alejarse de casa, te ayuda a ser independiente, pero al mismo tiempo te hace extrañar y valorar el doble, los momentos importantes en familia”, comentó Karelys Aular, quien emigró hace más de 3 años a Argentina, lejos de su hogar en busca de nuevas oportunidades.

Es fundamental para quienes se van fuera del país, mantenerse comunicados a través de las redes sociales con sus familiares y mediante esto, mantener aún en la distancia, los lazos de amor y estar pendiente de todas las necesidades en sus hogares en Venezuela.

Stephanie Mateus viajó a Chile en busca de mejores condiciones laborales y con la intención de trabajar arduamente para labrarse un mejor futuro y poder ayudar a su madre. “Yo me moría de solo pensar que a ella le pudiera pasar algo y no tuviera el dinero o no se consiguieran los medicamentos para curarla”, comentó.

Destacó que una vez en el exterior, se percató que las ganas de comunicarse con sus familiares aumentaron. “Hablo más aquí con mi mamá que cuando estaba en Venezuela, cada día la extraño más”, expresó.

 

LA LUZ EN MEDIO DE LA OSCURIDAD

“No todo es oscuridad, debemos trabajar aquí para buscar la luz”, recordó el padre Pedro Hurtado, párroco de la Sagrada Familia de Los Samanes y director de Cáritas Aragua. Expresó que las personas se van en busca de una “tranquilidad” a nivel económico y social, sin embargo, las familias quedan divididas y trae como consecuencia la depresión.

El sacerdote llamó a que los venezolanos que permanecen en el país, se mantengan unidos, a fomentar el compañerismo. “En la iglesia tratamos de ayudarnos unos a otros, mediante las actividades y en los domingos luego de recibir la palabra”, comentó.

 

Muchas familias quedan incompletas mientras un integrante del hogar viaja

 

|| Saraí Dávila
|| Foto Henry Griman

Deja un comentario