San Pedro del Río: Un pueblo tachirense detenido en el tiempo

San Pedro del Río: Un pueblo tachirense detenido en el tiempo

Mónika Porras

Al occidente del país, cercano a la frontera con Colombia, se encuentra un pueblo detenido en la época de la colonia, cuyas calles y casas proyectan una armonía muy pintoresca. San Pedro del Río, en el estado Táchira es un poblado histórico que hay que conocer.

Esta joya colonial está ubicada entre Colón y Lobatera, al norte de la capital del estado Táchira, San Cristóbal, su temperatura promedio oscila entre 17 °C y 22 ºC y cuenta con unos 6.000 habitantes, restaurantes, ventas de artesanía y sobre todo dulcerías donde puedes saborear lo mejor de los postres tachirenses.

Su principal característica es que tiene un estilo colonial con calles empedradas, el cableado del alumbrado público se encuentra de manera subterránea, convirtiendo el pueblo en un atractivo turístico. Los habitantes tratan de mantener todas sus casas idénticas, conservando el frente pintado de blanco con sus marcos de puertas y ventanas en colores azules, verdes o marrones, preservando así el estilo de la época.

LO SUBLIME DE SUS DULCES TÍPICOS

 Los pueblos andinos de Venezuela se caracterizan por su dulcería típica y San Pedro del Río no puede ser la excepción, podemos encontrar variedades de tiendas donde elaboran y venden dulces, entre ellos ofertan: Dulce de lechoza, cabello de ángel,  dulce de arequipe, dulce de piña, dulce de coco, higos, leche cortada, toronja, fresa, melocotón, quesillo, pay de limón y mi favorito, el dulce de duraznos, lo bueno es que si se te antojan varios puedes pedir combinaciones de ellos.

SUS PRINCIPALES ATRACCIONES

La plaza Bolívar se encuentra frente a la Iglesia principal y está muy conservada, emana una paz y tranquilidad inmensa, a diferencia de las comúnmente concurridas plazuelas con el nombre del Libertador que se encuentran en cada población  de Venezuela. Un enorme Samán cobija toda la plaza desde el centro, justo frente a la estatua de Simón Bolívar.

Evocando otras épocas históricas, este poblado tiene un pequeño paseo comercial con una especie de feria conocido como el Paseo “Chirirí” en los extremos de San Pedro,  allí encontrarás ventas de artesanías, paseos a caballos y una  peculiar rueda para niños manejada manualmente.

AGRADABLE Y CON PROPÓSITO (TRAMA)

San Pedro cuenta con todas sus calles empedradas resaltando la higiene y limpieza en todas ellas. Sus casas blancas con zócalos multicolores y ornamentadas con plantas de distinta naturaleza le dan al pueblo un color representativo que recuerda esas viejas fotografías de los abuelos tachirenses.

Gran parte de las residencias han sido habilitadas para la venta de productos artesanales que se fabrican en lugar siendo los más destacados las muñecas y las vasijas de barro.

“Un pueblo que a pesar de ser pequeño, nos brinda un hermoso ambiente lleno de mucha cultura y paz. Nos hace ver lo hermoso que pueden llegar a ser los Andes de nuestro país.”

FOTO GALERIA 1_2

FOTO GALERIA 2_1

FOTO GALERIA 3_1

FOTO GALERIA 4_1

FOTO GALERIA 5_1

FOTO GALERIA 6

 

Deja un comentario