Sancionan comercios por incumplimiento durante cuarentena

Sancionan comercios por incumplimiento durante cuarentena

Saraí Dávila//Foto-Saraí Dávila

Cientos de personas recorrieron los comercios abiertos para adquirir comida, medicina y artículos de limpieza

Durante un recorrido por el casco central de la ciudad de Maracay se pudo observar como cientos de personas recorrían las calles en busca de productos básicos, lo que generaba largas colas en las afueras de los negocios en los que intentaban respetar la distancia necesaria para evitar la propagación del Covid-19, por órdenes de organismos de seguridad del estado.

Ante esta situación, el secretario sectorial del poder popular para la Prevención y Seguridad Ciudadana en Aragua, G/B José Viloria en un contacto telefónico con el gobernador Rodolfo Marco Torres informó que 116 establecimientos han sido sancionados por incumplir las medidas de prevención. Detalló que no tienen el gel antibacterial en las entradas, permiten aglomeraciones en los locales y expenden productos no permitidos durante la cuarentena.

Indicó que al menos 112 comercios han sido advertidos de cumplir con todas las medidas preventivas para evitar que aumente la propagación del coronavirus en la entidad. Marco Torres exigió más vigilancia en los municipios, al tiempo que instó a radicalizar la cuarentena.

La presencia de funcionarios policiales resaltó en las calles y varios se encontraban dentro o en las afueras de los comercios para verificar la entrada de los clientes y que en las colas se cumpliera el metro de distancia requerido entre cada persona.

Los uniformados también trancaron la avenida Santos Michelena en el cruce con la calle Vargas. Esta es una de las medidas preventivas tomadas en ocasiones anteriores para evitar que las personas circulen libremente durante la cuarentena sin un motivo urgente como la compra de alimento o medicina.

Varios establecimientos se encontraban cerrados, incluso algunos de los que venden comida y productos de limpieza. La cola de personas en algunos lugares era de más de 30 personas a la espera para entrar, pues solo permitían que dos o tres clientes ingresaran a los establecimientos.

En cada uno procedían a rociar las manos de los compradores en la entraba con distintos líquidos o gel antibacterial, en algunas tiendas echaban lo que parecía alcohol puro.

Ayer todos portaban tapabocas sin excepción, aunque algunos se lo quitaban para hablar entre ellos. Cuando se hicieron aproximadamente las 11:30 de la mañana, los funcionarios comenzaron a informar a los dueños de comercios que debían cerrar, para que al medio día ya mermara la cantidad de ciudadanos que se encontraban en las calles.

Deja un comentario