Romper los protocolos aumenta riesgos de contagios

Romper los protocolos aumenta riesgos de contagios

|| Gabriela Machado
|| Foto Rodolfo Gamarra

En los dos primeros días de junio se registraron 309 nuevos infectados de COVID-19, mientras que desde el 18 al 24 de mayo confirmaron 580 casos

Hasta mediados de mayo Venezuela mantenía una curva controlada de contagios de COVID-19, pero la llegada de connacionales y la aparición de nuevos focos comunitarios, como el del Zulia, elevan las cifras hasta más de 2.000 casos confirmados desde que se detectaron los primeros pacientes el pasado 13 de marzo.

En medio del incremento la sociedad vive una primera etapa de desconfinamiento que parece afrontar con relajación, lo que preocupa a los expertos.  Patricia Valenzuela, médico infectóloga, explicó que en medio de los primeros días de flexibilización normalmente se estima el aumento de casos, pero “iniciar la desescalada con un incremento de casos es riesgoso”.

En los lugares donde hace referencia la especialista a tomar mayores cuidados es principalmente en el transporte público. Instó a incrementar la opción del teletrabajo, para así evitar salir de sus hogares y minimizar los riesgos. Sin embargo, no todos los ciudadanos tienen esta opción.

En un recorrido por el centro de Maracay se pudo observar como una gran cantidad de personas confluyen en este punto, en el que el distanciamiento social se acorta entre la multitud, las altas temperaturas y el cansancio le quitan el espacio correcto a los tapabocas que terminan en otros lugares del cuerpo, mientras que el resto de las medidas de higiene se pasan por alto en medio de una sociedad que se deja llevar por el ajetreo diario.

NUEVA ETAPA

La experta afirmó que el país se encuentra en otra etapa de la pandemia, al registrarse un incremento exponencial de los casos de COVID-19, en los últimos días. La semana con más reportes del virus ha sido desde el 18 al 24 de mayo, cuando fueron confirmaron 580 casos. Mientras que el mes de junio en solo dos días fueron anunciados 309 contagiados.

La infectóloga explicó que esto se basa buena parte en el regreso al país de ciudadanos a través de las fronteras terrestres, y al cumplimiento de la cuarentena, que aunque empezó a flexibilizarse esta semana, ya “los venezolanos se habían visto obligados a salir a trabajar, buscar agua, echar gasolina, alimentos, entre otras tareas”.

Advirtió que, con dos semanas en incremento diario de casos, tres, cuatro días con más de 100 casos en 24 horas, “estamos en un agregado que pareciera exponencial, y al pico no hemos llegado”.

 

Deja un comentario