Asesinaron a un camionetero

Asesinaron a un camionetero

||Luis  Chunga/Fotos Cortesía

Vecinos dicen que los delincuentes en San Mateo son como los alcatraces, porque de día duermen y en las noches atacan a sus inocentes víctimas

Una mala jugada del destino le costó la vida a José Manuel Tovar Trejos (55). El conocido conductor y camionetero de la línea Unión Venezuela, que cubre las rutas de San Mateo, La Victoria, Las Tejerías y Revenga, había planificado llegar la noche del domingo pasado a su casa para descansar y nuevamente al siguiente día retomar una nueva jornada laboral.  Regresaba feliz de una reunión familiar, aunque algunos aseguran que estuvo visitando varios amigos y compañeros de trabajo.

Lo cierto es que el tiempo se le pasó y se le hizo tarde, a eso de las 12:10 de la madrugada regresó a San Mateo para guardar su camioneta en el estacionamiento. A esa hora, la calle Junín del mencionado pueblo estaba casi solitaria, pero ese ambiente no le llamó la atención ni mucho menos le dio importancia.

Trascendió que cuando Tovar se disponía a guardar el carro en el estacionamiento, el vehículo se le apagó y para tratar de remediar la situación se bajó y comenzó  a verificar que sucedia. Pasaron unos minutos y no encontró la falla. Mortificado siguió insistiendo y no se dio cuenta que a cierta distancia venían dos sujetos.

Cuando llegaron frente al chofer, uno de ellos  se le acercó  y sacó un arma de fuego. El delincuente lo amenazó con matarlo sino le entregaba la camioneta, luego se formó una discusión y forcejeó porque el padre de familia se resistió al robo. Los delincuentes sin mediar palabra alguna, le efectuaron un disparo, hiriéndolo gravemente.

La detonación del tiro alarmó a los vecinos y algunos prendieron las luces de sus casas para saber que había ocurrido. Otros, aseguran que solamente vieron que dos personas  emprendieron una veloz huida perdiéndose en la oscuridad de algunas calles, mientras que el hombre tirado en el pavimento gravemente herido y aún con vida pedía auxilio.

Algunos vecinos y  conocidos  salieron corriendo de sus viviendas para ayudarlo, pero al parecer ya era tarde, porque la bala le causó graves heridas en su cuerpo y falleció.

“Las calles de San Mateo a partir de las 8:00 de la noche son muy peligrosas, la gente  prefiere estar dentro de sus casas y olvidarse de las tradicionales conversaciones nocturnas en las puertas de sus viviendas”, dijo un camionetero que a pesar de que no se identificó, solamente atinó a decir, “yo trabajé muchos años en la Unión  Venezuela, viví en San Mateo y se que es un pueblo sin ley, es por eso que preferí venirme a Maracay, donde hoy (ayer) en la mañana recibí esta triste noticia, que habían matado a mi amigo”, comentó desde la morgue de Caña de Azúcar.

Hasta el mediodía de ayer, ningún familiar hizo acto de presencia en la  Medicatura Forense, los que llegaron fueron uno que otro conocido del difunto, y algunos compañeros de trabajo que prefirieron mantenerse en el anonimato. “Siempre hemos pedido ayuda y patrullaje policial nocturno, en San Mateo la delincuencia ataca solamente en horas de la noche, son como alcatraces que en el día se alimentan de sus pensamientos malignos y de como atacar a sus víctimas, esperando que llegue la noche para cometer sus fechorías, otra vez mataron a un compañero de trabajo”.

union venezuela

La víctima trabajaba en la línea Unión Venezuela que cubre rutas del eje este de Aragua

Deja un comentario