La migración venezolana impacta en la economía de Colombia

La migración venezolana impacta en la economía de Colombia

|| Foto Cortesía

Cadenas de importantes empresas y recurso humano han sumado a la actividad productiva colombiana

Según cifras de la ONU antes de la pandemia, Venezuela tenía cerca de 6,5 millones de ciudadanos en varias partes del mundo, en su mayoría radicados en la vecina Colombia, una nación que no estaba acostumbrada a recibir a foráneos, sino que registraba la tasa más alta de refugiados con 4,7 millones de colombianos fuera de su país. 

Según los sociólogos, es probable que la nación neogranadina nunca vaya a ser la misma tras la llegada de al menos 2 millones de venezolanos, la ola de inmigrantes más grande de su historia.

Ronal Rodríguez, investigador del Observatorio de Venezuela de la Universidad del Rosario, en Bogotá, considera que la sociedad colombiana está transformándose, tanto por la permanencia de venezolanos”, como por otros factores sociopolíticos propios de esa nación.

Entre varios aspectos que han cambiado con este desplazamiento está el económico. La Cámara de Comercio Colombo Venezolana estima que en los últimos ocho años los venezolanos han invertido US$700 millones en Colombia. Si a eso se añade lo que lleva cada migrante en promedio (US$1.500), la entidad concluye que a la economía colombiana le entraron más de US$2.000 millones, lo que representa 2,5% del presupuesto anual del Estado.

 

LOS QUE SUMAN

Los primeros inversionistas venezolanos que pusieron pie en territorio colombiano fueron los petroleros, muchos despedidos del sector, otros migraron por precaución. Algunos lograron ser contratados por Ecopetrol, la principal petrolera del país, o crearon las suyas, como Pacific Rubiales, una empresa venezolano-canadiense que tuvo un primer auge, luego quebró y ahora ha vuelto a surgir bajo el nombre de Frontera Energy.

También se establecieron hace una década importantes cadenas venezolanas, como las farmacias Farmatodo y las tiendas de productos de salud Locatel. Hoy son influyentes competidores del mercado local.

Hace dos semana, la OEA calculaba que más de 100.000 venezolanos había retornado desde Colombia y Brasil, pero los expertos aseguran que la historia del desplazamiento de criollos hacia las vecinas naciones no ha terminado. Muchos aseguran que “después que pase la tormenta las aguas volverán a su cauce”, lo que se traduce en la espera de una nueva ola migratoria una vez superado el COVID-19.

Deja un comentario