Los seis clubes ingleses abandonaron oficialmente la Superliga

Los seis clubes ingleses abandonaron oficialmente la Superliga

||Agencia EFE / AFP

El torneo quedó herido de muerte tras la partida de los británicos

Todos los clubes ingleses abandonan el proyecto de la Superliga, siguiendo los pasos del Manchester City, que fue el primero en anunciarlo de forma oficial.

Los seis clubes ingleses que se erigieron entre los doce miembros fundadores de la nueva competición han iniciado los procedimientos para abandonar la Superliga.

En una serie de comunicados emitidos en la noche de ayer, los cuatro clubes que aún no se habían posicionado en contra de la competición, después de que el City anunciara sus intenciones de abandonarla y el Chelsea filtrase su plan de irse, confirmaron la salida del faraónico proyecto.

El Manchester City fue el primero en hacerlo oficial en la tarde de ayer, después de que se filtrara que el Chelsea abandonaría el proyecto. Arsenal, Manchester United, Liverpool y Tottenham Hotspur tampoco continuarán con la Superliga.

"El Liverpool puede confirmar que nuestra participación en la propuesta para formar una Superliga europea no continuará", dijo el Liverpool.

El Arsenal pidió perdón por cometer "este error" y apuntó que la respuesta de los aficionados les ha hecho reflexionar y recapacitar.

"Los últimos días nos han demostrado el profundo sentimiento de nuestros aficionados por este club. La respuesta de los mismos nos ha hecho reflexionar y pensar. Nunca fue nuestra intención causar estos problemas, pero no queríamos quedarnos atrás cuando recibimos la invitación a esta Superliga, para proteger el futuro del Arsenal", dijeron los Gunners en un comunicado.

"Como resultado de haber escuchado el comunicado del fútbol, abandonamos la Superliga. Hemos cometido un error y nos disculpamos por eso".

Tampoco continuará con el proyecto el Tottenham Hotspur de Daniel Levy, quien emitió un comunicado.

"Nos arrepentimos de la ansiedad y la tristeza que hemos provocado. Creíamos que era importante que nuestro club participara en el desarrollo de una nueva estructura que asegurara el futuro financiero de la pirámide del fútbol. Creemos que el deporte debería revisar constantemente sus competiciones y que los organismos deberían asegurarse de que el deporte que todos amamos evolucione. Gracias a los aficionados por dar su opinión", dijo Levy.

Por último, el Manchester United afirmó que tampoco formarán parte de la competición.

"No participaremos en la Superliga europea. Hemos escuchado cuidadosamente la reacción de nuestros aficionados, del Gobierno del Reino Unido y de otros entes. Nos mantenemos comprometidos a trabajar con la comunidad futbolísticas para poner en marcha soluciones sostenibles para los retos a largo plazo a los que se enfrenta el fútbol", apuntó el United.

En el eventual fracaso de este proyecto habría influido también la oposición mayoritaria de los hinchas. 

Un millar de aficionados de diferentes clubes ingleses dejaron aparcada su rivalidad y se concentraron en los exteriores de Stamford Bridge, antes del encuentro entre Chelsea y Brighton, para mostrar su oposición a la Superliga.

Y sorprende aún más el anuncio del City por cuanto los promotores de la Superliga habían obtenido ayer una primera victoria judicial, tras la decisión de un tribunal madrileño de impedir a UEFA y FIFA actuar contra los clubes impulsores del nuevo torneo.

Ante la ola de indignación que provocó el pasado lunes el anuncio de una liga privada y casi cerrada, sus promotores ya habían advertido que acudirían preventivamente ante la justicia ante eventuales represalias de las instancias del fútbol, una amenaza que reiteró ayer por la mañana el patrón del fútbol mundial, Gianni Infantino.

INFANTINO: DEBEN AFRONTAR LAS CONSECUENCIAS 

La decisión del tribunal madrileño llegó apenas unas horas después de que el presidente de la FIFA, Infantino, respaldase a la UEFA: los clubes fundadores de la Superliga "deberán afrontar las consecuencias" si persisten en su proyecto.

"O estás dentro, o estás fuera", añadió, agitando de nuevo la amenaza de la exclusión de los clubes impulsores de la Superliga europea y de sus jugadores de todas las competiciones nacionales e internacionales, sin citar sin embargo medidas concretas.

Deja un comentario