A cuentagotas se reactiva la demanda de vuelos

A cuentagotas se reactiva la demanda de vuelos

|| Glenn Requena
|| Foto: Cortesía

Viajar hacia Miami en EE UU, puede costar entre 600 y 800 dólares por persona 

Las ventas de los boletos de los vuelos comerciales continúan “frías”, la pandemia ha generado que los turistas tengan “miedo” y precaución al momento de viajar, porque no todos están inmunizados contra el coronavirus. Agencias de turismo en Maracay reportan que la demanda ha bajado 40%.

Ankeith Bracamonte, gerente de ventas de una agencia de viajes, destacó que anteriormente se vendían entre 30 y 70 boletos durante el mes, pero hoy es menor la cifra.

El miedo es la principal preocupación de los turistas, todavía hay espacios que no están acondicionados contra el COVID-19, además que el factor económico también juega un papel clave, no todas las personas tienen para pagar aproximadamente $ 400 por un pasaje.

“Los precios de los boletos tienen altos costos, para República Dominicana está alrededor de los  $ 400 ida y vuelta, hacia México el promedio es $ 450. Otro desafío que tienen los venezolanos es que la mayoría de los países piden visa de turista”, expresó.

Aseveró que Miami continúa siendo el destino más solicitado por los viajeros con un costo por personas entre $ 600 y $800. Los usuarios deben hacer escala en Santo Domingo o Panamá.

 

TURISMO NACIONAL

Bracamonte agregó que en el interior del territorio nacional La Colonia Tovar ha sido una apuesta para los turistas, porque los espacios cuentan con las medidas de bioseguridad contra el coronavirus, además que es una zona cercana para las personas que viven en la región central.

Resaltó la importancia de retomar actividades comerciales en el país, para reactivar el turismo local como: Caracas – Maturín, Caracas – Maracaibo y Caracas – El Vigía.

 

HOTELES EN SITUACIÓN DE CIERRE 

Alberto Viera, presidente de la Federación Nacional de Hoteles de Venezuela (Fenahoven), señaló este miércoles que cerca de 30 hoteles agremiados tienen la intención de cerrar por la falta de turistas. Detalló que durante el año 2020, hubo hoteles que no tuvieron ocupación y agregó que para este momento, la federación está “viviendo del turismo interno”.

“Hay gente que comenzó a promocionar habitaciones y residencias que no cuentan con licencias, ni los registros debidos y esto nos afecta considerablemente”, destacó.

Igualmente, aseveró que esos espacios que pretenden sustituir el servicio que ofrecen las infraestructuras legalmente autorizadas, no cuentan, en su mayoría, con restaurante, seguridad, estacionamiento o internet.

 

 

Deja un comentario