Esto es lo que debe hacer si ve sangre en la orina

Esto es lo que debe hacer si ve sangre en la orina

La presencia de sangre en la orina (conocida como Hematuria) es producto de sangramiento en el tracto urinario. La Hematuria puede ser microscópica (al ser detectada mediante exámenes especiales como pruebas químicas y al microscopio), o macroscópica (cuando es apreciada a simple vista y torna a la orina de color rojo u oscura).

 

 


Ambas condiciones pueden ser un signo de enfermedad y no por ser microscópica o presentar menor cantidad de sangre en la orina,el problema es menos importante. El sangramiento del tracto urinario ocasional, intermitente o permanente puede ser producto de varias causas. En 1 de cada 4 pacientes la fuente de la hematuria es una enfermedad que puede ser grave.

¿Cuáles son las causas?
Entre las causas más comunes de hematuria se encuentran: Cálculos Urinarios, Cistitis o Infecciones Urinarias, Cáncer en cualquier nivel del Tracto Urinario, Tumores Prostáticos, Traumas Urinarios, Enfermedades de la Sangre (Drepanocitosis) y de la coagulación, Efecto de Medicamentos y Enfermedades del Riñón (Inflamación o Glomérulo nefritis). En ocasiones no se encuentran causas aparentes (Idiopáticas).

En oportunidades ciertos alimentos y algunos medicamentos colorean la orina, sin embargo, es el médico quien debe determinar si es necesaria una evaluación más detallada.

Las probabilidades del origen y causa de Hematuria según la edad, basadas en estudios de frecuencia, nos muestran lo siguiente:

1.- Recién Nacidos y lactantes menores de 6 semanas:
La hematuria es rara. De ocurrir es producto, en la mayoría de los casos, de trastornos de coagulación, infecciones urinarias, defectos congénitos o enfermedades renales.

2.- Lactantes mayores, adolescentes y menores de 20 años:
En poco común la presencia de sangre en la orina. Las causas más frecuentes son infecciones e inflamaciones renales y obstrucciones de los conductos urinarios.

3.- Adultos de 20 a 40 años:
Son ocasionadas por Infecciones Urinarias, Cálculos Urinarios, Enfermedad o Inflamación de los Riñones y Cáncer de Vejiga.

4.- Adultos de 41 a 60 años:
Su origen en orden de frecuencia es: Cáncer de Vejiga, Cálculos Urinarios e Infecciones Urinarias.

5.- Mayores de 61 años:
Cáncer de Vejiga, Infecciones Urinarias, Cáncer de Próstata y de Riñón.

¿Cómo se diagnostica y se trata?
Tanto si la sangre es visible en la orina como si no lo es, el paciente necesitará una evaluación exhaustiva para encontrar la causa de la hematuria. El Urólogo realizará un interrogatorio de la historia general y familiar del paciente, así como un examen médico. De igual forma, previa información y participación activa del paciente y familiares, solicitará exámenes especiales tales como: Examen de orina, Cultivo de Orina, Citología de Orina, estudios de imágenes del sistema urinario y pruebas inmunológicas, entre otros y visión endoscópica de los conductos urinarios (de gran importancia porque determina el origen y sitio del sangramiento del tracto urinario).

Debido a que la hematuria puede ser un problema serio, es necesario investigar su origen y tratarlo según la causa. Es importante que el afectado consulte a su Urólogo si ve sangre en su orina, aún cuando sea por primera vez. Tal especialista le indicará y realizará estudios que le garanticen un diagnóstico preciso, así como el tratamiento adecuado, el cual en ocasiones será multidisciplinario, a fin de lograr un estado de salud permanente y una adecuada calidad de vida.

 

Noticias 24

Deja un comentario