Pasticho casero

Pasticho casero
Ingredientes:

● 1/2 kilo de laminas de pasta (de las planas) que van directo al horno sin tener que ponerlas a hervir en agua. 
● 1 cucharada de aceite de maíz
● 1 cebolla blanca, picada finamente
● 3 dientes de ajo, machacados
● Sal al gusto, también sal de ajo
● 1 kilo de carne molida (pulpa negra) con poca grasa
● 4 tiras de tocineta picada en trozos pequeños (le da sabor)
● 1 lata grande de tomates o 4 tazas de tomate maduro, pelado, sin semillas y picado
● 1 lata pequeña de puré de tomate
● 1/2 cucharadita de albahaca, orégano y 1 hoja de laurel
● 1/2 taza de vino rojo
● Bechamel (ver receta)
● 1/2 kilo de queso mozzarella (en rebanadas o rallado)
● 200 gramos de queso parmesano

Preparación:

En una sartén coloca el aceite, a fuego medio, pon a dorar ligeramente la cebolla y el ajo.
Agrega la carne y dorala hasta que quede cocida. Escurre la grasa, de acuerdo a tu gusto sazonala con la sal y la pimienta. Añade los tomates, el puré de tomate, las hierbas, el vino y el caldo (si no usas vino agregue 2 tazas de caldo), Mezcla bien y, a fuego lento, sin tapar, cocinalo revolviendo ocasionalmente durante aproximadamente 1 y 1/2 horas. Si la salsa se espesa mucho ve agregando agua caliente. Verifica la sazón y retira la hoja de laurel.
Precalienta el horno a 350ºF o a 200ºC.
Bechamel
En una envase refractario o molde, engrasado con mantequilla y un poco del liquido de la salsa (esto es para que el pasticho no quede seco), extiende en el fondo una capa de pasta, encima coloca la salsa de carne; inmediatamente pon otra capa de pasta, una de bechamel, una de mozzarella.
Repite el procedimiento, debe ser por lo menos 3 capas, así que calcula de acuerdo para que te alcance. Debe terminar con bechamel y queso parmesano.
Cubrelo con papel de aluminio y llevalo al horno precalentado por 30 minutos. Retira el papel aluminio y dejalo cocinar hasta quede burbujeante y ligeramente doradito por encima. Una vez listo y fuera del horno dejalo reposar por unos 5 o 10 minutos antes de servir. ¡Buen Provecho!
 
 
Mamá contempoánea

Deja un comentario