El fabricante japonés de airbags Takata se declara en bancarrota

El fabricante japonés de airbags Takata se declara en bancarrota

El fabricante japonés de airbags Takata se declaró hoy en bancarrota ante las pérdidas multimillonarias que arrastra a raíz de los problemas derivados de sus dispositivos defectuosos, lo que supone la mayor quiebra de una empresa japonesa hasta la fecha.

La decisión fue tomada por la junta directiva de Takata, según un comunicado de la empresa, y ha llevado al regulador bursátil de Japón a congelar hoy su cotización y a suspenderla a partir de mañana después de que sus acciones acumularan una caída cercana al 80 por ciento desde mediados mes.

Las obligaciones de pago de Takata superan el billón de yenes (8.026 millones de euros/ 8.988 millones de dólares), lo que convierte a la quiebra del fabricante de autopartes en la mayor de una empresa japonesa hasta la fecha.

Su declaración en bancarrota presentada ante un tribunal de Tokio está destinada a facilitar la reestructuración de esta deuda, acogerse a la protección de la legislación nipona y evitar la insolvencia, señaló la empresa, que añadió que solicitará financiación de emergencia a entidades de Japón para continuar con su actividad.

El presidente de Takata, Shigehisa Takada, pidió disculpas a sus acreedores en rueda de prensa, les rogó “comprensión y apoyo” en el proceso de “reconstrucción de su negocio” y afirmó que la declaración en quiebra tiene por objeto “seguir ofreciendo un suministro estable de sus productos”, recogieron medios locales.

EFE

Deja un comentario