Logran que el agua se mantenga líquida a 43 grados bajo cero

Logran que el agua se mantenga líquida a 43 grados bajo cero

El hecho de que el hielo flote sobre el agua líquida forma parte de nuestra experiencia cotidiana. Sin embargo, se trata de un fenómeno que, en cierta manera, desafía las leyes mediante las que se comportan el resto de sustancias de la naturaleza.

De hecho, el H2O posee unas características peculiares respecto a otros elementos, y son estas propiedades las que hacen que este, el elemento primordial de la vida, se haya encargado de asegurar el éxito de las criaturas vivientes de la Tierra.

El equipo científico inyectó gotitas de agua en un espacio vacío, de unas 6 micras de diámetro, todas con el mismo tamaño, y fueron iluminadas por un haz láser focalizado. Cuanto más viajaban las gotitas por el espacio vacío, a una velocidad de 72 kilómetros por hora, más rápidamente se enfriaban.

"La clave para obtener una precisión absoluta de la temperatura de las gotitas reside en analizar la frecuencia o longitud de onda, que 'rebota' en la propia gota de agua", ha explicado a Muy Interesante el investigador José María Fernández, del Instituto de Estructura de la Materia y miembro del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC).

En el fenómeno el equipo observó una correlación entre el tamaño de la gota y estos modos de resonancia. A su vez, se relacionó con la temperatura: a menor tamaño, menor era también la temperatura.

"Analizando las frecuencias del haz de luz que resonaban en las gotitas fuimos capaces de medir con exactitud la temperatura de este agua", explicó Fernández.

El agua posee una serie de propiedades anómalas, como su densidad. Su forma sólida es menos densa que la líquida, una característica que ha permitido, por ejemplo, preservar la vida en el fondo de lagos helados durante las glaciaciones, o durante otros periodos de la Tierra en los que ha estado completamente cubierta por hielo, como el periodo Cámbrico.

Asimismo, reconoce el investigador que "hay que tener en cuenta que las gotitas de agua líquida a 43 grados bajo cero del experimento tuvieron una vida de apenas unos milisegundos", agregó que "No es fácil que en la naturaleza exista agua en estas condiciones. Me cuesta creerlo", manifiesta.

 

Globovisión

Deja un comentario