29.9 C
Maracay
sábado 13, julio 2024

VIVE LA NOTICIA A TRAVÉS DEL DIARIO LÍDER DEL ESTADO ARAGUA Y LA REGIÓN CENTRAL DEL PAÍS

Denuncian 60% de pérdidas por venta de productos falsificados

Representantes de empresas reconocidas en el mercado nacional de cosméticos, debatieron acerca de las consecuencias de las réplicas sin control sanitario 

Afines y representantes del sector del comercio cosmético en el país denunciaron la existencia de “ilícito comercial”, por la falsificación de productos.

Wilma Osuna, gerente general de la Cámara Venezolana de Cosméticos y Afines (Caveinca), aseguró que “este problema tiene varios años en el mercado y tiende a agudizarse”, con el incremento de ventas de la réplica de los productos en los establecimientos del país.

“Lo preocupante es que ya estamos viendo algunos comercios formales que también están presentando productos falsificados”, aseguró Osuna.

La gerente general de Caveinca alertó que la oferta de estos productos incrementa los riesgos sanitarios al no ser sometidos a los test correspondientes.

Por su parte, Francisco Quintana, gerente general de Drocosca, productor nacional de cosméticos, aseguró que en el caso de una reconocida marca en el mercado nacional, “están haciendo falsificaciones casi perfectas que se están apoderando de comercios pequeños que corresponden al 70% de nuestro mercado”.

Quintana alertó que las falsificaciones han ocupado el mercado, sobre todo por precios hasta cuatro veces menores a los originales.

“Aunque las réplicas hayan tumbado hasta 60% de las ventas, lo que más preocupa es el problema que esto genera a nivel de salud pública”, señaló el gerente general de Drocosca.

Agregó que en trasfondo también existe una situación de contrabando que queda evidenciado por la estructura y maquinaria que se requiere para la fabricación de estos productos, que no las hay en Venezuela.

LA PEOR PARTE

Nellerlyn Ramírez, gerente de mercado de otra marca reconocida en el país, afianzó que se enfrentan “al producto que está entrando por vías ilegales que no cumple con las normativas venezolanas y no es un producto que nosotros podamos certificar, pero entra con una marca conocid y las quejas son para la empresa, pero la venta no queda en casa”.

Ramírez testificó que estos productos incurren en prácticas de propiedad intelectual y en contra de las normas sanitarias.

También denunció el re-envasado con productos artesanales, con uso de las mismas etiquetas. “Es un mercado que ha venido canibalizando espacios”.

- Advertisement -spot_img

ARTÍCULOS RECIENTES

error: Content is protected !!