27.9 C
Maracay
lunes 3, octubre 2022

VIVE LA NOTICIA A TRAVÉS DEL DIARIO LÍDER DEL ESTADO ARAGUA Y LA REGIÓN CENTRAL DEL PAÍS

Consejos zen para que limpiar la casa resulte más agradable

Quizá no todos aspiramos a alcanzar el nirvana dándole a la escoba, pero si queremos convertir el acto de limpiar la casa en algo más que una tarea inevitable y molesta, he aquí algunos de los consejos que podemos aplicar desde hoy mismo:

1. Elegir bien el horario. Para los monjes es muy importante limpiar por las mañanas y ordenar por las noches, antes de irse a dormir. “Limpiamos para eliminar las impurezas que nublan nuestra alma. Aunque nos esmeremos en limpiar y fregar, si lo hacemos de noche no nos sentiremos a gusto. Por eso en los templos nunca limpiamos cuando ya se ha puesto el sol. La limpieza debe hacerse a primera hora de la mañana”, explica en su libro este monje.

2. Ventilar. Antes de limpiar debemos purificar el aire. “Si llenamos los pulmones de aire fresco, las ganas de limpiar surgen de forma natural. Por más que limpiemos, y por más reluciente que esté todo, si el aire que nos rodea es turbio, nuestro estado de ánimo se enturbiará también”.

3. Rotar tareas. Si convivimos con otras personas o familiares podemos repartirnos las tareas y cambiarlas periódicamente. De esta manera, todo el mundo experimentará todas las tareas que hay que realizar en la casa.

4. Utilizar pocos productos, y si puede ser, naturales. El bicarbonato, por ejemplo, es un producto barato y muy versátil. Se puede utilizar para limpiar y también para eliminar olores desagradables. Un truco es poner un poco en una bolsa de tejido natural y esconderla donde necesitemos para ayudar a mantener alejados los malos olores. También es ideal poner un poco en los armarios o en los cajones, pues evita que la ropa tome olores extraños.

5. Tratar a todos los objetos con cariño y respeto. Eso implica, entre otras cosas, que las pertenencias que estén en casa deben ser usadas. Si no sirven o no se usan ya una buena forma de apreciarlas es donarlas a otras personas que sí vayan a darles una vida.

6. Motivarse con la música. Las nuevas gurús de la limpieza utilizan playlists específicas para limpiar. Intenta crear la tuya propia, con canciones que te pongan de buen humor. Conozco a una persona que siempre limpia con los grandes éxitos de Rocío Jurado y a otra que no levanta un estropajo sin los grandes hits de Abba.

Escuchar canciones que contagian buen humor hace más llevaderas las tareas de limpieza

7. Plancha como si quisieras quitar las arrugar de tu espíritu. Keisuko Matsumoto explica que a la hora de planchar debemos ser meticulosos, como si al hacerlo quisiéramos borrar las arrugas de nuestro espíritu. “Debemos planchar con actitud firme, como si quisiéramos preservar la juventud”.

8. Presta más atención al baño. “El cuarto de baño es uno de los espacios básicos de nuestra vida diaria, y si dejamos que se ensucie estaremos ensuciando también nuestro espíritu. Visto de otro modo, si mantenemos limpio el cuarto de baño estaremos influyendo positivamente sobre nuestro espíritu”, explica el monje en su libro.

9. Cuando friegues el suelo, friega el suelo. Cuando los monjes zen friegan los suelos del templo, algo que se hace a diario y solo con agua, sin añadir ningún producto, se liberan de todas las preocupaciones y solo se concentran en su tarea. “Si fregáis el suelo de vuestra casa con esmero, quizá logréis ver el reflejo de vuestra alma”.

“En el hogar”, acaba Matsumoto, “el objetivo principal de la limpieza es eliminar la suciedad. Cuando uno friega el suelo todos los días se da cuenta de que en realidad está purificando su alma. Cuando hay suciedad y desorden en nuestro interior, eso se manifiesta con la aparición de suciedad y desorden a nuestro alrededor. Si descubrimos una mancha en el suelo mientras fregamos es un signo de que nuestro espíritu no está en armonía. Si somos capaces de detectar los desequilibrios que se producen en nuestro espíritu a través de las señales que se manifiestan en el exterior podremos utilizarlo en sentido contrario, y aprender a enderezar el espíritu poniendo orden a nuestro alrededor”.

- Advertisement -spot_img

ARTÍCULOS RECIENTES