25.9 C
Maracay
miércoles 30, noviembre 2022

VIVE LA NOTICIA A TRAVÉS DEL DIARIO LÍDER DEL ESTADO ARAGUA Y LA REGIÓN CENTRAL DEL PAÍS

IGUALDAD

|| Ramón Guillermo Aveledo

La igualdad es un valor superior del orden jurídico y la actuación de nuestra República, junto a la vida, la libertad, la justicia, la solidaridad, la democracia, la responsabilidad social y “en general, la preeminencia de los derechos humanos, la ética y el pluralismo político”. Está en la Constitución y aunque todos no podamos decirlo así de ordenadamente, también en nuestra manera venezolana de concebir la convivencia. Todos sabemos que así debe ser.

Lógicamente, esos valores superiores están todos unidos inseparablemente. El constituyente los enunció, aunque podría haberlos resumido en uno solo y no excluiría a los demás.

Un reto, acaso el más importante de la vida venezolana presente, es vencer el múltiple rostro de la desigualdad. Desigualdad socio económica, la mayoría de nosotros vive en pobreza. Desigualdad de género: las mujeres llevan la peor parte de la situación. Desigualdad en la educación porque no hay preescolar para los pobres, la escuela pública está en ruinas y la universidad pública asfixiada y casi cerrada, condenándonos a desequilibrios que se proyectarán en el tiempo por generaciones. Desigualdad entre la ciudad y el campo y dentro de la ciudad, entre sectores de la misma. Desigualdad entre Caracas y las regiones, porque si en la capital nos quejamos de la decadencia de los servicios o de la inseguridad, basta asomarse a cualquier capital de estado para ver el abismo y en los estados, la diferencia entre sus capitales y sus restantes municipios. Lo que pasa en el Área Metropolitana de Caracas en punto a servicio de agua, luz eléctrica, trasporte, combustible, gas es incomparable con lo que se sufre en las regiones.

Y allí empiezan otras desigualdades. El que puede comprar tanque y el que no; el que puede comprar una planta y el que no; el que tiene su carrito, aunque esté viejo y el que debe usar esas unidades de transporte destartaladas, atestadas e inseguras. Porque carros nuevos no hay, salvo unos poquitos de alto lujo, en manos de un grupito. El que puede pagar la gasolina en dólares y el que no.

No es que el gobierno nos resuelva la vida a cada uno, es que exista una institucionalidad que funcione para todos. Igualdad en las oportunidades, para que cada uno pueda ejercer sus derechos, cumplir sus deberes. Todos sabemos que así debe ser. También sabemos que así no es. Nuestro deber de ciudadanos, entonces, será hacer cuanto esté a nuestro alcance para que juntos, vayamos avanzando hacia esa sociedad libre, próspera y justa que queremos ser.

- Advertisement -spot_img

ARTÍCULOS RECIENTES

error: Content is protected !!