Centro de Diálisis Maracay pide reubicación de pacientes

Centro de Diálisis Maracay pide reubicación de pacientes

La situación del Centro de Diálisis de Maracay continúa en declive. Hace aproximadamente seis años que trabajan a pérdida y aunque desde el 2015 solicitaron que se reubicara a los pacientes asignados a la clínica, una medida judicial los obliga a continuar trabajando, aunque sea con las uñas.

“Tenemos un importante deterioro, lo que se daña no lo podemos reponer, además hay una huida de enfermeros y de médicos”, comentó Francisco Agüero, presidente de la Unidad de Diálisis de Aragua.

Lamentó que por primera vez en 72 años de vida, esté frente a renuncias continuas de los empleados o faltas reiteradas porque el sueldo no les alcanza para el pasaje del transporte público.

El centro de tratamiento recibe todos sus ingresos del Instituto Venezolano de los Seguros Sociales (IVSS) que envía a unos 7.500 bolívares por cada paciente que se encuentra en el lugar. Con ese presupuesto deben cubrir todos los gastos de la clínica.

OCHO PACIENTES POR ENFERMERA

Para los más de 120 pacientes que se atienden en el lugar hay una población de enfermeras mínima. Lo ideal, es que cada una atienda máximo a cuatro pacientes, pero diariamente terminan ayudando a por lo menos ocho personas.

El día de ayer durante una visita al centro de diálisis se pudo constatar que las enfermeras ofrecen su mayor esfuerzo para agradecidos pacientes, quienes viven preocupados por no poder cumplir con las horas necesarias de hemodiálisis a la semana. Que son de cuatro horas tres veces por semana.

SERVICIOS BÁSICOS

En el centro de salud se presenta continuamente la escasez de agua a pesar de que varios organismos colaboran con camiones cisterna, es un problema constante. En el caso de la energía eléctrica mantienen la ayuda de Corpoelec, quienes no suspenden el servicio en la zona y cuando necesitan hacer reparaciones, lo hacen bajo previo aviso.

Una enfermera puede atender hasta 9 pacientes diarios

Una enfermera puede atender hasta ocho pacientes diarios

Saraí Dávila

Foto Ernesto Sánchez

Deja un comentario