Grandes Ligas planean un regreso al juego con muchas restricciones

Grandes Ligas planean un regreso al juego con muchas restricciones

Según los medios de comunicación estadounidenses la MLB ejecutaría protocolos muy estrictos en su vuelta a la acción.

Agencia AFP/AP 

Los jugadores de las Grandes Ligas de Béisbol tendrán prohibido ducharse en el estadio después de los juegos, escupir semillas de girasol en el banquillo y celebrar con golpes de puño, según el protocolo de regreso a la acción que redacta la organización, según reportaron medios locales.

Las nuevas restricciones, que deberán ser aprobadas por el sindicato de jugadores, son parte de una lista de medidas difundidas ayer por medios de prensa estadounidense.

Dichas limitaciones, también harían cumplir el distanciamiento social, lo que eliminaría del juego los abrazos o el "choca esos cinco", popular después de un jonrón, y la prohibición de masticar tabaco.

Los jugadores pasarían por múltiples pruebas cada semana, controles diarios de temperatura y tendrían que desinfectar sus manos cada media entrada.

MLB cree que las reglas de regreso al juego de 67 páginas servirán para evitar la propagación de la epidemia de la covid-19, en una liga que espera comenzar una temporada del 2020 abreviada a principios de julio, informó The Athletic.

Los jugadores que no estén en la alineación necesitarían sentarse en asientos auxiliares resguardando la distancia social y no en el banquillo. Mientras que el personal del equipo que no juega deberá usar máscaras.

La mayoría del personal esencial del equipo sería examinado para detectar el coronavirus más de una vez por semana, al igual que los miembros de su familia.

Cualquiera que resulte positivo sería puesto en cuarentena inmediatamente

Pandemia cambiaría panorama de ligas menores

Las principales ligas de basquetbol, béisbol, fútbol americano, hockey sobre hielo y fútbol hacen lo posible para realizar partidos en medio de la pandemia. Para las ligas menores de esos y otros deportes, una reanudación tardará mucho más en llegar.

Mientras que la NBA, las Grandes Ligas, la NFL, la NHL o la MLS pueden arreglárselas gracias a los ingresos por televisión, para las organizaciones menores es prácticamente imposible sobrevivir con estadios vacíos.

La posibilidad de que no se realicen partidos en 2020 ha puesto en jaque a algunos equipos y ha cambiado el panorama de los deportes que dependen de que haya fanáticos en el graderío, durante el corto y mediano plazo.

El comisionado del béisbol de las Grandes Ligas, Rob Manfred, estimó una pérdida de 40% en los ingresos si el béisbol se juega sin fanáticos. Irwin Kishner, copresidente del despacho legal especializado en el deporte Herrick Feinstein, calculó que el impacto sería dos veces mayor para las ligas menores.

Como están las cosas, Green no espera béisbol de ligas menores en este año. La ECHL y la AHL cancelaron ya el resto de sus campañas de hockey sobre hielo.

Los planes para 2020-21 incluyen la ominosa posibilidad de jugar en recintos parcial o totalmente vacíos.

Deja un comentario